Dios está muerto, según la mano derecha de Klaus Schwab, Yuval Noah Harari, quien también afirmó que“Jesús es una noticia falsa” y que el Foro Económico Mundial ha adquirido“poderes divinos” de“creación y destrucción” para gobernar a la humanidad.

El FEM también es cada vez más hostil al cristianismo y a las principales religiones.Si lees un poco entre líneas, está claro que el FEM está intentando conscientemente suplantar a Jesucristo.

Según el WEF, Jesús es una noticia falsa, Dios está muerto y tú no tienes alma.Eres un “animal pirateable” que no tiene capacidad de libre albedrío.

Harari, el transhumanista más influyente del mundo, también ha presentado un plan para reemplazar a los trabajadores humanos mediante la automatización y la inteligencia artificial. La revolución tecnológica, afirmó, creará una gran cantidad degente inútil ”.

El concepto de“gente inútil” recuerda el concepto nazi de“comedores inútiles” , a quienes los nazis asesinaron médicamente.

Según Yuval, la pregunta más apremiante que enfrenta actualmente la élite global es“¿Para qué necesitamos tantos humanos?”

El mensaje de Yuval Harari es aterrador: ¿se considera ahora que la mayoría de los seres humanos son desechables? ¿Y el sustituto transhumano de los seres humanos será un cyborg (un hombre fusionado con una máquina)sin imaginación, sin empatía, sin alma y sin Dios?

Imagen

PerVera Sharav: Esto amenaza la base moral de una sociedad humana, que se basa en la creencia en la santidad del individuo, nuestra autonomía, libertad e igualdad de derechos.

La palabra transhumanismo se relaciona con la integración del cuerpo humano con la tecnología.Está impulsado por los avances científicos, pero dirigido y financiado por gobiernos, agencias militares, instituciones médicas, las grandes farmacéuticas y corporaciones multinacionales.El transhumanismo descarta la ética médica mientras ‘juga a ser Dios’ con la humanidad.

El transhumanismo y la tecnocracia relacionada (el control de la sociedad por parte de expertos técnicos) son los impulsores de la eugenesia actual (un conjunto de creencias y prácticas que tienen como objetivo mejorar la calidadgenética de unapoblación humana ). En el pasado, estas ideas etiquetaban a grandes grupos de seres humanos como “deplorables”. Quizás no sea una coincidencia que el Proyecto Genoma Humano esté ubicado en Cold Spring Harbor, Nueva York, el centro histórico de la eugenesia en Estados Unidos.

Los transhumanistas buscan dejar de lado la idea bíblica de que cada ser humano es creado a imagen de Dios y poseederechos naturales a los que todos tenemos derecho, únicamente porque somos humanos.

Los transhumanistas están obsesionados con liberarnos de nuestras limitaciones biológicas. Predicen que la fusión de los humanos y la tecnología aumentará enormemente nuestra fuerza física, nuestra inteligencia y nuestra esperanza de vida.

Sin embargo, los avances acelerados en genética, incluidas las vacunas genéticas de ARN y ADN, plantean la posibilidad de alterar genéticamente la raza humana. Esto podría producir una sociedad de dos clases: una casta superior y una clase inferior, como se describe en Unmundo feliz de Aldous Huxley . Los transhumanistas buscan mejorar enormemente la casta superior. ¿Pero qué pasa con el resto?

Puede que no sea una coincidencia que el hermano de Aldous Huxley, Julian, fuera el presidente de la Sociedad Británica de Eugenesia, el primer director dela UNESCO y miembro fundador delFondo Mundial para la Naturaleza .

El establishment médico-científico ha ignorado el peligro moral que se esconde detrás de la agenda transhumanista. El distinguido profesor de Stanford Francis Fukuyamadeclaró que el transhumanismo es“la idea más peligrosa del mundo” porque el transhumanismo es a la vez autoritario y antihumano.

 

By neo